Escudo de la República de Colombia

Barrios como Jorge Eliécer Gaitán, Alfonso López, Bizerta, Central, Colombina, Libertadores y Zamorano, algunos ubicados en el centro o en sus inmediaciones, tienen un alto potencial para implementar estos jardines, debido a su poca vegetación, reducido espacio disponible, alto nivel de tráfico y constante tránsito de personas.

La llegada de los cultivos de caña, pino y eucalipto a las zonas altas y a nacimientos de agua podría disminuir la disponibilidad de recursos hídricos para esta población del Valle del Cauca.

  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-01 02 82b9a92dff
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-02 02 26b9cf1de3
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-03 02 0270482789
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-04 02 dd17993a7c
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-05 02 db19bcec73
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-01 02 82b9a92dff
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-02 02 26b9cf1de3
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-03 02 0270482789
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-04 02 dd17993a7c
  • csm AgenciaDeNoticias-20181203-05 02 db19bcec73

Ciertos vacíos que aún existen en el Plan de Ordenamiento Territorial (POT) vigente han permitido que en zonas rurales altas se estén adquiriendo terrenos de gran interés ecológico, para actividades productivas.

“Esta es una situación en la que como Alcaldía competimos con ganaderos, ingenios y otros productores agrícolas por adquirir predios ricos en recursos hídricos”, asegura Patricia Muñoz Muñoz, directora de Gestión del Medio Ambiente del municipio y candidata a magíster en Ingeniería Ambiental de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Palmira.

Como parte de su tesis de maestría, la investigadora realizó un diagnóstico de los principales problemas y potencialidades ambientales de Palmira como insumo para ejecutar soluciones.

“Otro de los inconvenientes que identificamos es la compra de predios grandes en territorio rural para su parcelación y venta en menores extensiones. Esto puede aumentar la densidad poblacional en esos lugares y generar más impactos en los ecosistemas”, advierte.

Para la profesora María Victoria Pinzón Botero, de la U.N. Sede Palmira y directora de la tesis, tal fenómeno es similar al que ocurre en las extensas áreas urbanas del país, donde muchas personas trasladan sus lugares de vivienda a parcelaciones campestres en suelos rurales, buscando mejores condiciones. Esto supone otros retos para el ordenamiento territorial moderno, observa.

“El municipio avanza en la formulación de un POT de segunda generación que habilite herramientas normativas para responder a estas y otras dinámicas”, explica la directora.

Incumplimientos de constructoras

Una problemática ambiental prioritaria que también identificó la investigadora es el incumplimiento de empresas constructoras en la entrega de zonas de cesión para que el municipio habilite equipamientos como parques, zonas verdes y espacio público.

“Por norma, los proyectos de construcción deben entregar estos espacios. Sin embargo algunos llevan hasta 17 años incumpliendo, o entregan los terrenos en condiciones que no pueden ser recibidas por la administración municipal”, asegura la estudiante.

Por otro lado, el municipio no cuenta con una estación clasificadora y de almacenamiento que permita implementar las rutas selectivas y vincular a las personas que realizan el reciclaje en el aprovechamiento de residuos. La Alcaldía tampoco tiene propiedad sobre sitios para la disposición final de escombros, por lo que estos se deben llevar a predios privados.

La falta de disponibilidad de estos lugares podría incrementar los puntos críticos de acumulación de residuos aumentando el riesgo de proliferación de vectores y enfermedades.

En cuanto a las condiciones de recursos naturales, el municipio cuenta con buena disponibilidad de fuentes hídricas, aunque algunos acueductos veredales requieren mejoras.

Sentados con los actores

En la primera etapa de la investigación se consultaron fuentes secundarias –como los informes de la Alcaldía y de entidades departamentales y nacionales, el POT y sus expedientes, y el Plan de Desarrollo– de las cuales se extrajeron 44 problemáticas ambientales según variables biofísicas, socioespaciales y económicas.

A partir de ello se convocaron mesas de trabajo para depurar la lista de 13 problemáticas fundamentales. Dentro de los participantes estuvieron representantes del sector privado involucrados en temáticas ambientales por la naturaleza de sus actividades, y del sector público, entre dependencias de la Alcaldía, instituciones regionales, centros educativos, empresas de servicios y demás.

Con ellos se trabajó a través de dos metodologías previamente identificadas en la literatura: la matriz DOFA, para determinar potencialidades y oportunidades; y la matriz Vester, para priorizar las problemáticas.

Como potencialidades ambientales del municipio se identificó, además del proceso de construcción del POT moderno y la disponibilidad de agua, la construcción de la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales, que iniciará su contratación en 2019, entre otras oportunidades.

Noticia tomada de Agencia de Noticias UN.

Los periodos extremos de lluvias y sequía en esta zona del Valle, entre los municipios de Palmira y Cerrito, aumentan los riesgos de deslizamientos, emergencias por avalanchas, desbordamientos y sequías, entre otros.

  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-01 04 ce05eb6a9b
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-02 04 ace8f908d5
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-03 04 09394b0c57
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-04 04 c6829bfaf3
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-05 04 539bb09ffb
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-01 04 ce05eb6a9b
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-02 04 ace8f908d5
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-03 04 09394b0c57
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-04 04 c6829bfaf3
  • csm AgenciaDeNoticias-20181123-05 04 539bb09ffb

Para el estudiante Luis Fernando Orobio, de Ingeniería Agrícola de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Palmira, el riesgo ante estos acontecimientos se ha incrementado por los efectos del calentamiento global sobre la cuenca (zona de influencia) del río Amaime.

“Estudiamos la variabilidad climática en ese territorio con datos de 1970 a 2016, en la cuenca alta, donde históricamente las precipitaciones han sido más cambiantes a lo largo del tiempo”, explica.

Para la investigación se utilizaron los datos históricos de 17 estaciones meteorológicas de la Corporación Autónoma del Valle del Cauca (       CVC) y el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam).

Se evaluó la relación entre el promedio anual de lluvias y el promedio histórico, indicador denominado “anomalía”. Además, por medio del software ArcGis, se determinó la variabilidad en cada zona y se generaron los mapas que evidenciaron los hallazgos.

“Para llegar a datos faltantes, trabajamos con el software R-Studio en proyecciones a través de redes neuronales artificiales (modelos computacionales)”, señala el estudiante.

El hecho de que las lluvias en la cuenca alta se hayan hecho más extremas durante el fenómeno de La Niña puede generar el taponamiento de bocatomas de acueductos en la zona, o represamientos parciales que, al liberarse, provocarían avalanchas aguas abajo.

“El taponamiento de las bocatomas también dificulta los procesos de tratamiento de agua, lo que afecta la calidad y la disponibilidad del recurso hídrico para consumo humano en municipios que se abastecen de la cuenca del afluente, como Palmira”, advierte el investigador.

Otra problemática es el incremento de las probabilidades de incendio por cuenta de la intensidad aumentada de los periodos de sequía, como ocurre durante el fenómeno de El Niño, detalla.

Erosión, otro riesgo

Como en las zonas que no tienen árboles existen mayores posibilidades de que se presenten deslizamientos, ante el comportamiento de las lluvias es necesario adelantar campañas de reforestación y siembra de coberturas vegetales, en especial en la cuenca alta, explica el investigador Orobio.

Además, como gran parte de este tramo corresponde a parques naturales o áreas de reserva, el investigador resalta la importancia de que las autoridades prioricen la vigilancia de actividades productivas como la agricultura o la ganadería.

Estas medidas también buscan mitigar el avance de la erosión (degradación de las características ambientales y ecológicas del suelo), fenómeno ocasionado por factores naturales como el viento y el paso del agua de la lluvia o de los ríos, y actividades humanas como el uso de tractores en suelos sin la humedad adecuada, lo que compacta el terreno.

“El estudio aporta información a las autoridades para las políticas de ordenamiento y planeación”, sostiene. Para la cuenca baja recomienda emprender la promoción del buen uso y ahorro del agua, previendo las temporadas secas.

La profesora Viviana Vargas Franco, de la U.N. Sede Palmira, dirigió la investigación, que continuará con el establecimiento de pronósticos sobre el comportamiento de las lluvias en la cuenca durante los próximos años.

Según la CVC, la cuenca del río Amaime tiene un área de 104.291 hectáreas, de las cuales cerca del 54 % forman parte de la zona productora y el 46 % de la zona consumidora. En la primera, 2 de cada 9 hectáreas están destinadas a pastos para ganadería, mientras que en la segunda 7 de cada 10 se utilizan para cultivos permanentes.

La investigación se presentó en el marco del FIA Innova 2018, evento organizado por la Facultad de Ingeniería y Administración de la U.N. Sede Palmira.

Noticia tomada de Agencia de Noticias UN.

Viernes, 09 Noviembre 2018 20:20

Palmira, ciudad universitaria

Publicado en Prensa 2018

Agricultura de precisión, minería de datos y mejoras en la infraestructura son algunos puntos de la agenda para la transformación tecnológica de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Palmira.

  • csm AgenciaNoticias 20181002-01 0ef972183f
  • csm AgenciaNoticias 20181002-02 9b598c26f3
  • csm AgenciaNoticias 20181002-03 d8dc25f74b
  • csm AgenciaNoticias 20181002-04 14ebd6f6dc
  • csm AgenciaNoticias 20181002-05 8a1ce479fc
  • csm AgenciaNoticias 20181002-01 0ef972183f
  • csm AgenciaNoticias 20181002-02 9b598c26f3
  • csm AgenciaNoticias 20181002-03 d8dc25f74b
  • csm AgenciaNoticias 20181002-04 14ebd6f6dc
  • csm AgenciaNoticias 20181002-05 8a1ce479fc

Esta es parte de la estrategia contemplada por directivos, investigadores, profesores y líderes de la comunidad de la U.N. Sede Palmira, alrededor del proyecto “Transformación Digital UN 2030” planteado por la Rectora de la Institución, profesora Dolly Montoya Castaño. 

Los tres componentes a abordar en el corto plazo son los cambios en la cultura organizacional en torno a las nuevas tecnologías; la integración de las funciones misionales de docencia, investigación y extensión, y la construcción de un sistema de vigilancia e inteligencia que permita buscar de manera permanente las tendencias para mantener la Sede a la vanguardia. 

“Queremos trabajar en una gran base de datos nacional y de Sede que nos proporcione información en tiempo real para tomar decisiones. Por ejemplo, que cuando busquemos sobre las investigaciones que se han adelantado con los recursos de la Estampilla Pro Universidad del Valle (que también financian a la U.N. Sede Palmira), o sobre los factores limitantes para el desarrollo de un cultivo, encontremos datos de manera inmediata”, sostiene el vicerrector, Jaime Eduardo Muñoz. 

En el mediano plazo quedaron, bajo el soporte de la transformación digital, la articulación territorial, los procesos de innovación y emprendimiento y el liderazgo en la participación en políticas públicas. A largo plazo se plantea avanzar en el modelo de gestión de la organización y la incorporación de la Cuarta Revolución Industrial, en el que confluyen tecnologías digitales, físicas y biológicas en áreas como la robótica o la inteligencia artificial. 

Cambios en tres baluartes 

El ingeniero industrial Jorge Restrepo, de la U.N. Sede Medellín, quien dictó una conferencia de capacitación en la jornada, asegura que a la transformación digital no se llega solo a través de mejoras en la tecnología, sino que se requiere de la convergencia de cambios en tres baluartes principales: las personas que componen la Institución; la Institución en sí misma, desde sus sistemas, procesos, proyecciones y trámites, y la incorporación de dichas tecnologías. 

Sobre los cambios en las personas, el experto afirma que toda revolución industrial genera y desplaza algunos empleos, ante la automatización de procesos. “En el camino surgen nuevas profesiones y oficios como es el caso de los científicos de datos o diseñadores de bots. El papel de la Universidad, entonces, es generar talento alrededor de esas nuevas tendencias”, afirma. 

Por su parte, el vicerrector Muñoz asegura que para mantener el carácter de la Universidad como generadora de empleo ante la incorporación de tecnologías, “se trabaja en la promoción de aprendizajes en la resolución de problemas a los que no se puede responder de manera exclusivamente mecánica”.

Como ejemplo de tales aprendizajes expone la necesidad de avanzar en actividades de uso eficiente del agua y la energía en un campus verde como el de la U.N. Sede Palmira, en el que las condiciones son menos controladas que en espacios en los que predominan construcciones de concreto. 

Así mismo el directivo destaca el compromiso de formar profesionales con capacidad para operar –por medio de tecnologías– el manejo de áreas específicas de cultivos, según los requerimientos puntuales, bajo un esquema de agricultura de precisión, entre otras especialidades. 

Con respecto a la incorporación de tecnología, el profesor John William Branch, del grupo de trabajo del proyecto “Transformación digital UN 2030”, afirma que una de las reformas esenciales que se verán en los próximos 12 años en la U.N. Sede Palmira tiene que ver con la infraestructura física del campus. 

“Se buscará optimizar el servicio en la administración y el mantenimiento del campus, cuyas características lo hacen complejo en el día a día. Temas como la iluminación pública y el manejo de residuos sólidos se verán técnica y tecnológicamente influenciados por las innovaciones”, afirma.

Noticia tomada de Agencia de Noticias UN.

Publicado en Sede

La Secretaría de Sede invita a la comunidad universitaria a participar del "Proceso de elección de los representantes estudiantiles de pregrado o posgrado y de los servidores públicos docentes y administrativos ante el Comité de Sede de Asuntos de Género", para el periodo institucional comprendido entre el 13 de septiembre de 2018 al 12 de septiembre de 2020, inclusive, proceso convocado mediante la Resolución de Rectoría 924 del 8 de agosto de 2018.

A continuación se presentan las planchas inscritas: 

 

- Estudiantes 

 

Plancha 1

 

LUISA MARÍA JACOME REVELO (Principal)                                                                    DANIELA CONTRERAS LEÓN (Suplente)

Ingeniería Agroindustrial                                                                                                 Ingeniería Agronómica

                                        

Consulta aquí las propuestas. 

 

Plancha 2

 

KAREN ALEJANDRA LOZANO HURTADO (Principal)                                                                  JHONNATAN RINCÓN TABARES (Suplente) 

Ingeniería Ambiental                                                                                                                  Administración de Empresas

                                                 

Conoce la infografía 

Consulta aquí la propuesta

Principales propuestas

 

Plancha 3  

 

JOHANNA XIMENA ESCOBAR CASTAÑO (Principal)                                            JENNIFER LÓPEZ MONTOYA (Suplente) 

Doctorado en Agroecología                                                                                    Doctorado en Ciencias Agrarias - Fisiología Vegetal 

                           

 

 

- Docentes 

 

Plancha única 

 

NUBIA LUCERO LÓPEZ PINILLOS (Principal)                                          ANGELA MARÍA LONDOÑO MOTTA (Suplente)

Departamento de Ciencias Sociales                                                            Departamento de Ciencias Biológicas 

                 

 

- Administrativos: 

 

Plancha única 

CARMEN ELENA TABARES DE ROSERO (Principal)                                 LAURA LYLANDA JORDÁN MIRANDA  (Suplente)

                 

Consulta aquí las propuestas. 

 

Votación electrónica

La votación electrónica será el miércoles 12 de septiembre, de 8:00 a.m. a 4:00 p.m., ingresando aquí

Publicado en Sede
Viernes, 29 Junio 2018 19:30

Palmira, paraíso de aves

Publicado en Prensa 2018
Viernes, 29 Junio 2018 18:44

Palmira, paraíso de aves

Publicado en Prensa 2018
Página 1 de 2