Escudo de la República de Colombia
Martes, 28 Agosto 2018 18:27

Con Cátedra Indígena la U.N. Sede Palmira afianza apuesta por la inclusión social

Historia, prácticas tradicionales y situación de pueblos en riesgo de extinción son algunos de los temas que se abordarán en esta nueva asignatura de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Palmira.

El Cabildo Indígena Intercultural, constituido el semestre pasado por estudiantes de la Institución, lideró la iniciativa de crear la materia electiva, que se impartirá durante cuatro horas semanales a lo largo del semestre académico.

El profesor Edison Alexander Muyuy Ojeda asegura que la Cátedra representa un avance importante para el reconocimiento y la articulación en la comunidad académica de los ocho pueblos que tienen presencia en la Sede: inga, kamentsä, yanacona, misak, nasa, uitoto, pastos y zenú.

La nueva asignatura contará con una metodología participativa. Para ello, se invitará a defensores de derechos humanos, líderes étnicos y abogados con trayectoria en el área. Además tendrá el aporte documental de organizaciones como el Consejo Regional Indígena del Cauca y de instituciones como el Ministerio de Cultura.

El curso contará con dos salidas de campo, la primera a Popayán (Cauca), a la sede de la Universidad Autónoma Indígena Intercultural, y la segunda a Silvia, también en Cauca, a la Misak Universidad. El objetivo será conocer la experiencia y la trayectoria de estas instituciones, que apuestan por acoplar saberes tradicionales con los impartidos en el sistema educativo “occidental”.

Dentro de los contenidos se estudiará el patrimonio cultural material e inmaterial del país, las diferentes cosmovisiones que habitan allí y los conceptos de territorio y territorialidad –relación de pertenencia y gobernanza de grupos humanos sobre un espacio geográfico.

“Entre los 40 estudiantes inscritos a la clase hay jóvenes indígenas, para quienes buscamos que encuentren elementos que incidan en la preservación, divulgación y valorización de la cultura cuando vuelvan a sus resguardos. En aquellos no indígenas queremos potenciar su capacidad de comprender y acoplar conocimientos que en entornos académicos suelen no ser validados”, asegura el profesor Muyuy.

Explica además que es importante avanzar en este último componente teniendo en cuenta las apuestas de la Sede por trabajar con comunidades indígenas en proyectos de investigación y extensión.

Reconocer la diversidad

“Queremos rescatar y afianzar esas identidades culturales, de manera que las personas caminen por el campus vistiendo con orgullo los trajes tradicionales de sus comunidades”, afirma el estudiante Gabriel Muyuy Ojeda, uno de los gestores del proyecto y quien pertenece al pueblo inga.

Él plantea que el objetivo es avanzar hacia la creación de más cátedras o espacios para la enseñanza de danzas tradicionales, sistemas de producción autóctonos y lenguas maternas, para fomentar los valores arraigados en el patrimonio de los grupos étnicos.

Así mismo  considera determinante para los jóvenes indígenas la comprensión del contexto político y social por fuera de los resguardos y la manera en que las coyunturas afectan a las comunidades.

“Cuando el Gobierno llega a los territorios a socializar proyectos, nosotros debemos saber hasta qué punto resultan convenientes. Es importante dotar de insumos a las poblaciones para que esos procesos no queden en socialización, sino que el Gobierno nos tenga en cuenta para la participación y planeación”, argumenta.

Según datos de la Oficina de Registro y Matrícula, de 2.532 estudiantes matriculados en programas de pregrado en la U.N. Sede Palmira, 138 pertenecen a grupos indígenas.

Noticia tomada de Agencia de Noticias UN. 

Visto 189 veces