Escudo de la República de Colombia

Mostrando artículos por etiqueta: disenoindustrial

Desde el próximo 23 de junio, y durante tres semanas, los habitantes del municipio de Palmira, tanto de la zona urbana como rural, podrán participar en el concurso de fotografía “Así vive Palmira, realidades en transformación”. 

El “7th International Forum of Design as a Process. DESIGN AND TERRITORY; Emergencies and Conflicts, WEBINAR SPEAKERS”, tendrá lugar el 23 y 24 de junio, con siete conferencias y dos paneles, que se transmitirán a través de Microsoft Teams, de forma gratuita. 

El equipo ‘Samanes del saber’, conformado por 17 estudiantes y dos profesores del programa de Diseño Industrial de la Sede Palmira, fue reconocido como ganador del reto 5 de la Maratón de co-creación Universidad-laboratorio (UNALab), realizada entre el 24 y 30 de abril de 2020.

“Trazos de vida esculpidos en luz” es el nombre que recibe el montaje de las obras de grandes artistas palmiranos que estará hasta el próximo 31 de marzo de 2020, en el pasillo de la Torre Administrativa de la UNAL Palmira.

Publicado en Bienestar

Juan Manuel Betancourt es estudiante del programa de Diseño Industrial de la Universidad Nacional de Colombia – Sede Palmira, con 22 años de edad y cerca de culminar su formación profesional, destaca la oportunidad de haber realizado una movilidad académica durante su pregrado.

Los objetos de un kit diseñado según estándares ergonómicos y biomecánicos se adaptan a las limitaciones de agarre de usuarios con trastorno degenerativo de las articulaciones, y además mejoran tanto las condiciones físicas y las habilidades motoras como la resistencia y la fuerza muscular, al usarlos de manera reiterada.

Viernes, 29 Marzo 2019 06:53

Pradera estrena ruta agroecoturística

Colibrí, Marteja, Cusumbo y Oso de Anteojos son los cuatro circuitos que funcionan como hilo conductor en la nueva ruta de este municipio del Valle que había permanecido aislado por el conflicto armado.

  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-01 05 f58af155dc
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-02 05 4c3063653f
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-03 05 4daf82d27d
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-04 05 caef6f9727
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-05 05 45eb23ad90
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-01 05 f58af155dc
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-02 05 4c3063653f
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-03 05 4daf82d27d
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-04 05 caef6f9727
  • csm AgenciaDeNoticias-20190228-05 05 45eb23ad90

“Los nombres de cada zona corresponden a animales endémicos que se pueden encontrar allí, y que además guardan una relación de simbolismo con los servicios que se ofrecen”, explica Viviana Arango Duque, diseñadora industrial de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Palmira, quien forma parte del colectivo La Totuma, que adelanta este proyecto de extensión con el cual se busca fomentar nuevas oportunidades económicas y sociales.

La zona Colibrí, nombrada así por el gusto del ave al dulce, se encuentra en el casco urbano y se caracteriza especialmente por la venta de postres artesanales y platos típicos. “Teniendo en cuenta las prácticas culinarias del municipio y sus cultivos tradicionales, en este circuito realizamos un taller de cocina creativa con platos tradicionales que incluyen sopa de gallina, ensalada Pradera verano, trucha en salsa de cilantro, patacones y jugo de maracumango con gulupa” explica la diseñadora.

En esa línea, dice, este proyecto fortalece la identidad autóctona y construye una marca local para atraer visitantes alrededor de una experiencia de turismo comunitario y ambientalmente sostenible.

Rumbo al oriente, en los corregimientos de Potrerito, El Recreo y Bolívar, está la segunda zona, denominada Marteja, como se le conoce a un mono nocturno que habita en la región. En este lugar se puede acceder a talleres de artes plásticas, música, lectura y otros atractivos.

Al sur se encuentra Cusumbo, nombre que reciben los coatíes, mamíferos que prestan servicios ecosistémicos de dispersión de semillas. En esta zona, que agrupa los corregimientos de San Isidro, El Líbano y La Feria, se ofrecen servicios de agroecoturismo, modalidad en la que los visitantes pueden disfrutar de alimentos orgánicos y aprender de prácticas agroecológicas.

Finalmente, la zona Oso de Anteojos está dedicada al senderismo y al turismo de aventura en un área predominantemente de páramo, por encima de los 3.000 m de altura, que cuenta con miradores y está enmarcada por los ríos Bolo Blanco y Bolo Azul. 

Identidad del territorio

Al banco de problemas de la Convocatoria Nacional de Extensión Solidaria de la U.N. llegó el caso del municipio de Pradera, que en principio planteaba la necesidad de fortalecer la identidad del territorio a través de la gastronomía tradicional local con productos propios de la región, entre los que se destacan el café, los frutales y las hortalizas.

En principio, el equipo de profesionales de la U.N. realizó un diagnóstico en tres eventos que tuvieron lugar en el municipio: una feria de emprendimiento, un mercado campesino y un recorrido por la zona rural. Con el apoyo de la Alcaldía de Pradera, los investigadores realizaron encuestas y 52 entrevistas, indagando por las expectativas, los intereses y las vocaciones de las personas.

“Encontramos un gran interés por la gastronomía, pero también por la cultura; definimos nuevos roles potenciales para una proyección agroecoturística”, explica la diseñadora Arango.

Después se convocó a las organizaciones locales a participar en el proceso, etapa en la cual recibieron respuesta de 35 emprendedores. Con ellos se empezó a trabajar en talleres de cocreación y reuniones sobre identidad y patrimonio, generación de marca local, coconstrucción de la ruta, fortalecimiento de capacidades y formulación de proyectos.

“Nos basamos en metodologías como las de la empresa Ideo, que apuesta por el diseño colaborativo que abre espacio a la cocreación de ideas. Así fuimos estructurando el proyecto en torno a un turismo que, liderado por los habitantes del municipio, no irrumpiera con su cultura ni con el medioambiente”, cuenta.

También se trabajó en línea con la teoría del desarrollo a escala humana de Manfred Max Neef, Martín Hopenhayn y Antonio Elizalde. En esta propuesta, el desarrollo integral de las personas es la satisfacción de sus necesidades fundamentales, enmarcada dentro del respeto por los límites de la naturaleza y la integración del sistema económico en un sistema mayor: la biósfera.

Actualmente se trabaja en la señalización de la ruta, cuyo diseño ya llegó a una primera propuesta; en el equipamiento para guía turística, y en el mejoramiento de infraestructura para ampliar el servicio de hospedaje.

Históricamente los grupos armados encontraron en Pradera un lugar estratégico, entre otras razones por su cercanía a Cali, su geografía montañosa que permite guarecerse y por la movilidad que facilita hacia la costa Pacífica.

Según cifras del Gobierno, 6.223 víctimas registradas residen en el municipio y el mayor pico de afectación por hechos del conflicto armado se dio entre 2011 y 2012. El Bloque Calima de los paramilitares y las FARC, entre otros grupos armados, hicieron presencia en la zona a lo largo de la historia.

El proyecto es adelantado por el Grupo de Investigación Sociedad, Economía y Política Pública.

Tomada de Agencia de Noticias UN.

Una aplicación y alcancías con diseños de personajes animados completan el set de herramientas con las que se busca promover el ahorro y prevenir, desde edades tempranas, la vulnerabilidad social y económica.

  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-01 02 e4cd104fa4
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-02 02 ddff913216
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-03 02 1e17ab58b3
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-04 02 dcd07cc568
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-05 02 793ff4d43b
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-01 02 e4cd104fa4
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-02 02 ddff913216
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-03 02 1e17ab58b3
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-04 02 dcd07cc568
  • csm AgenciaDeNoticias-20181122-05 02 793ff4d43b

El significado del dinero, los valores monetarios, el presupuesto, el ahorro y la diferencia entre necesidades, deseos e inversión a la hora de realizar gastos son algunos de los temas que se abordan en la cartilla y en la aplicación “De 1 en 1”, diseñada por Angie Vanessa Pineda González, estudiante de Diseño Industrial de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.) Sede Palmira.

“En la iniciativa las matemáticas son las protagonistas, pero también incluye otros temas como la resolución de problemas, las ciencias sociales y los fundamentos de ética y de valores. La cartilla contiene instrucciones para actividades aplicativas que refuerzan esos aspectos”.

Las páginas de la cartilla tienen códigos que se pueden leer con la cámara de los celulares, o con computadores, para activar contenidos complementarios de la aplicación: “estas son herramientas pensadas para que también sean útiles en colegios rurales. Cuando se descarga la aplicación ya no se necesita internet para que funcione. Además la publicación sirve como material didáctico en clases de educación financiera”, comenta la estudiante.

Como guías en la cartilla y en la aplicación digital están Balú, un tití pigmeo, y una niña llamada Panela; con ellos se busca resaltar la riqueza natural de Colombia. Esta apuesta guarda coherencia con el diseño propio de las monedas y billetes nacionales.

“Monster Ahorro”, alcancías para todas las edades

La investigadora señala que “las alcancías son objetos que están con nosotros desde niños. A través de la imagen y la construcción de personajes podemos buscar una mejor interacción con los usuarios y una motivación hacia el ahorro”.

Aunque las alcancías tienen una diagramación infantil con madera de pino, fondos personalizables, uniones hechas con cortes de láser, escalas de medición y rendijas con acrílicos para insertar las monedas, también se elaboran según los gustos de los clientes adultos Y se pintan a mano alcancías de cerámica.

“Los acrílicos tienen figuras que marcan el nivel de llenado de la alcancía: triste si está vacía y feliz si tiene muchas monedas”.

En sus líneas de diversificación, los personajes “Monster” tienen manos, pies y cabeza dotados de movimiento, además de colores brillantes y vivos. Dentro del catálogo de personajes también se encuentran los superhéroes de las películas, que son muy reconocidos por los niños.

El diseño de las herramientas también se soportó en un estudio de tendencias globales en el que se recogió información sobre materiales, colores y motivos predominantes.

La difusión de las herramientas

Las alcancías se comercializan en eventos, ferias, y a través de las redes sociales Facebook e Instagram, como parte de un emprendimiento que inició en la asignatura Proyecto de Diseño de Emprendimiento, de la U.N. Sede Palmira.

Por su parte, el trabajo alrededor de la cartilla y la aplicación se realiza en talleres de un proceso piloto en la Institución Educativa San Vicente, sede Mater Dei, en el casco urbano de Palmira.

“Estamos adelantando jornadas con 40 niñas de 4º de primaria de entre 9 y 10 años. De ellas obtuve una excelente retroalimentación, ya que se mostraron interesadas en aprender y conservar la cartilla”, cuenta la estudiante.

En el diseño de la aplicación se utilizaron los programas Blender, para la creación de las imágenes, y Unity, para la animación y programación de los códigos. Por otro lado, el contenido de la cartilla está soportado teóricamente en la literatura de pedagogía de finanzas que plantean instituciones como el Ministerio de Educación Nacional y organizaciones como Unicef. También se tomó como referente teórico el trabajo de Ana Paula Hornos, magíster en educación financiera.

“Uno de los papeles vitales del diseño industrial es articular sistemas físicos, como los de las alcancías y la cartilla, con investigación y diferentes tecnologías, buscando la elaboración de productos y procesos tangibles e intangibles”, declara la diseñadora.

Esta investigación se presentará en el 5º Congreso Internacional de Innovación Educativa que se realizará en Monterrey, México, del 10 al 12 de diciembre. El proceso cuenta con el apoyo del docente y tutor Boris Alejandro Villamil y del Laboratorio de Innovación en la Educación CE-LAB, de la U.N.

Noticia tomada de Agencia de Noticias UN.